SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME, SÍGUEME (L)

Seguidores

Este blog es internacional, por eso lo tenemos en cualquier idioma !

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

this widget by www.AllBlogTools.com

sábado, 2 de julio de 2011

Tarde o temprano llega el momento en el que te haces fuerte, y ciertas situaciones vividas ya no duelen tanto. Es entonces cuando sobran las palabras... Aprendes que la soledad, según en qué momento, es buena compañera y que la calma es insoportable, pero necesaria para sanar viejas heridas. Comprendes que el futuro no existe, y entonces no queda más que despreocuparte del tiempo perdido y mirar hacia delante. Un día dejas de sentirte estúpido, te miras al espejo y empiezas a reconocer esa sonrisa que creías olvidada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.